Hoy, Mercedes Morán de Cedro, nos deja un artículo más que interesante sobre los derechos de OBRAS FOTOGRÁFICAS y MERAS FOTOGRAFÍAS.

¡No pierdas detalle, ahí va!

El artículo 10 de la Ley de Propiedad Intelectual confiere protección, a través de los derechos de autor, a las obras fotográficas. El autor de estas creaciones originales ostentará derechos morales y patrimoniales sobre estas durante toda su vida y, posteriormente, tras su fallecimiento, serán sus derechohabientes los que administrarán sus derechos durante 70 u 80 años.

Por otro lado, aquel que realice una mera fotografía, tendrá derecho, en virtud del artículo 128 de la Ley de Propiedad Intelectual, a autorizar su reproducción, distribución y comunicación pública durante 25 años.

Una obra fotográfica será aquella que revista originalidad, por ser el resultado de una actividad intelectual, que refleje la personalidad o impronta de su autor fruto de decisiones libres y creativas. Por el contrario, una mera fotografía será aquella que carezca de la originalidad suficiente.

Serán calificadas como meras fotografías, con carácter general, aquellas que se limiten a reproducir a nuestra familia en vacaciones, sucesos cotidianos de la vida de nuestros hijos, escenas de los alumnos trabajando en un proyecto, etc. Son meras fotografías que se limitan a reproducir la realidad, sin una aportación intelectual o creativa por parte de quien las realiza.

Será titular de derechos en uno y otro caso, en principio, aquel que realiza la obra fotográfica o la mera fotografía.

Aparecer retratado en una fotografía no te confiere derechos de propiedad intelectual, estos pertenecen a aquel que la realice. El desconocimiento de esta cuestión ha enfrentado en más de una ocasión a celebrities y modelos, que han querido utilizar en redes sociales y páginas web, sin autorización del fotógrafo, imágenes en las que aparecían.

Por otro lado, el fotógrafo también debe contar, con carácter general, con autorización para captar la imagen de una persona o de una obra artística.

Generalmente, para poder fotografiar a una persona y posteriormente difundir esta imagen en cualquier medio, se va a necesitar su autorización. No obstante, la Ley Orgánica 1/1982, de 5 de mayo, de protección civil del derecho al honor, a la intimidad personal y familiar y a la propia imagen contempla algunas excepciones. Esta Ley permite la captación y publicación de personas que ejerzan un cargo público o una profesión de notoriedad o proyección pública durante un acto público o en lugares abiertos al público, así como la caricatura de estas personas de acuerdo con los usos sociales. También se permite el uso de la imagen de una persona cuando aparezca como meramente accesoria en una información sobre un suceso o acaecimiento público.

Además, para realizar fotografías de obras protegidas por derechos de propiedad intelectual, como un cuadro, una escultura, un dibujo o un libro y posteriormente divulgarlas, se necesita, en principio, el consentimiento del titular de derechos de las obras fotografiadas, salvo que se encuentren en dominio público.

Sin embargo, en determinadas circunstancias, la Ley de Propiedad intelectual permite la captación mediante fotografía de obras protegidas.

Así, las obras situadas permanentemente en parques, calles, plazas u otras vías públicas, como una estatua o una obra arquitectónica, pueden ser reproducidas, distribuidas y comunicadas libremente por medio de pinturas, dibujos, fotografías y procedimientos audiovisuales, sin autorización del titular de derechos (art. 35.2 de la Ley de Propiedad Intelectual). Por tanto, un profesor podrá tomar fotografías o realizar videos de obras que se encuentren de forma permanente en la vía pública y posteriormente utilizarlos en una presentación o materiales elaborados para los alumnos.

Por otro lado, cualquier obra susceptible de ser vista u oída con ocasión de informaciones sobre acontecimientos de la actualidad puede ser reproducida, distribuida y comunicada públicamente, si bien sólo en la medida que lo justifique dicha finalidad informativa (art. 35.1).

Mercedes Morán, CEDRO.

Una duda menos, ¿verdad?
Si te surge alguna más, recuerda que puedes plantearla en el foro del aula virtual o en el grupo de facebook.

¡Gracias por estar aquí!
img @freepik