Acabamos de concluir en el MOC el primer módulo de aprendizaje en el que hemos reflexionado en comunidad acerca del cuidado y protección de los dispositivos digitales. 

A través del grupo en Facebook, hemos conocido algunas experiencias del profesorado participante con respecto al manejo de esta tecnología como es el caso de Mercedes B., profesora de ESO y BTO que ya ha tenido alguna experiencia que le ha alertado sobre la  necesidad de formarse en seguridad digital. Nos comentaba que “este año en el instituto a un chico de 1º de la ESO le robaron su identidad en las aulas virtuales para dañar su imagen!! y nos escribieron en su nombre a todos los profesores!!”. En estos casos, ¿qué podemos hacer?, ¿qué consejos, indicaciones o estrategias podemos adoptar para afrontar y especialmente, prevenirlo para el futuro? Optar por verificar cuentas, asegurarlas con claves robustas, cerrar sesión o incluso recurrir a líneas de ayuda, podemos ir dando respuesta a esta incidencia.

Por eso, para poder ofrecer el asesoramiento correcto al alumnado, es esencial partir del ejemplo propio. Y sobre ello también hemos estado charlando en el grupo. Sandra O. nos comentaba que ha revisado su nivel de exposición y “he debido de exponerme, incluso más de lo que creo, puesto que en este curso estoy descubriendo muchos conocimientos al respeto y sobre los que yo vivía ajena pensando que a quién le iba a interesar una persona normal como yo. Ahora tomo conciencia de que cualquier persona normal como yo, es un consumidor y eso hace que suscite interés sobre cómo hacerle consumir aquello que desean o incluso hacerle sentir necesidades de consumir productos que no nos hubiéramos ni propuesto utilizar nunca.”

O por ejemplo Ali. L. que tenía claro su propósito en esta formación, “para poder informarme yo e informar a padres, alumnos…sobre redes sociales y su uso. Les dan un móvil con 8 años y les dejan subir vídeos a redes sociales y luego vienen los problemas…Me ha pasado con niños de 11 años, ahora con niños de 8… me preocupa que les estamos dando un arma de la que no conocemos los límites ni los propios adultos…”.

No cabe duda de que hay trabajo por delante y, sobre todo, de que disponemos de recursos actualmente que nos pueden ayudar a seguir aprovechando al máximo las tecnologías digitales con todas las garantías de seguridad.

En ese sentido, como nos comentaba Manuela R. “hay que enseñarles el camino correcto, lo positivo de las redes sociales pero también el cuidado que tienen que tener para no entrar en caminos peligrosos que pueden llegar incluso a ser delitos.” Y, gracias a la comunidad que se está generando, también se intercambian recursos de utilidad como el que nos compartió Enrique B. sobre un “chatbot de maldita.es que automáticamente verifica información a ver si es verdadera o falsa. Si no tienen la info contrastada pasa a atenderlo una persona del equipo y en 48h responden.” Una herramienta potentísima para trabajar con el alumnado el pensamiento crítico.

O este otro, recomendado por Silvia F., acerca de un antivirus para el móvil. En este caso se trata de Sophos. Porque, ¿proteges tu móvil y empleas programas para evitar el filtrado de datos?

Pero además, ya hemos comenzado a vivenciar la videonarrativa que guía en los contenidos del curso y entre todo, hemos descubierto la importancia por ejemplo de ejecutar programas como el localizador de dispositivos que nos ayuda a tener ubicados nuestros móviles, tablets, etc.

Ahora es el turno del nuevo módulo de aprendizaje que arranca hoy y en el que nos focalizaremos en la seguridad de los datos personales y la identidad digital.

¡A por ello!